ECOLOGIA & GASTRONOMIA

Ecología &  Gastronomía

Cuando hablamos de ecología no nos damos cuenta que son muchos los factores que se encierran detrás de esta palabra y mas cuando hablamos de Pesca Submarina.

Si es bien cierto que en ocasiones vemos en las orillas a personas con los implementos de pescador submarino, arpones, aletas(chapaletas) visores Mascareta),  no es tampoco mentira que muchos de ellos desconocen el concepto de ser un pescador selectivo y es por lo que vemos salir del agua a estos personajes con muchos peces de arrecife, ornamentales, pescados con pesos y tamaños inadecuados  o con cualquier especie que por el solo hecho moverse lo capturan, a este personaje no se le podría llamar pescador submarino, si no “depredador”.

Es bien triste ver que anteponemos los principios de extinción,  de veda, de conservación, de proteccionismo, ante la imperiosa necesidad de tener cualquier especie comestible en nuestro plato, sin importar lo que sea que este como manjar.

Una vez entrevistando a un pescador que era reconocido como muy bueno,  en el pueblo costero  que visitaba para ir a pescar, ya que tenia conocimiento que había buena pesca, variada y de muy buen tamaño, aborde al reconocido pescador y cuando le pregunto que pescaba me contesto con mucho orgullo… de todo, guasa, tiburón, langosta, cotorro y tortuga.

Cuando le pregunte que si no sabia que la pesca de la tortuga estaba prohibida por encontrarse en extinción, me contesto: que si, pero que venían de todas partes de Venezuela a buscar la carne de la tortuga y   se la pagaban muy bien.  Entonces me pregunto: quien  es el depredador?, si el pescador que por necesidad económica pesca la tortuga ya que la pagan muy bien, o el que recorre varios kilómetros en búsqueda de alguien que se la venda?

Pero también me he encontrado  en otro lugares, con pescadores  que no tiene la necesidad de  vender nada, ya que estando en su  gran embarcación con par de  motores fuera de borda, saliendo de una costosa marina, he visto  con impotencia que estando  descansando arriba de la lancha,  me he sobresaltado con un fuerte  impacto en el piso de la lancha y  luego un ruido de desesperacion y  observo como han subido una

tortuga a bordo herida mortalmente, lo que me  genero un gran disgusto y tener que dejar de salir nuevamente con estos amigos,  luego de llamarle la atención  y decirle el daño que estaban generando y solo encontré la repuesta de: Es que acaso a ti no te gusta la carne de tortuga, para muchos el placer de la carne de tortuga es superior al daño a las especies en exrincion?

Es difícil para aquellos que vamos por  las costas a pescar,  a conocer,  pero sobre todo hacer entender a los pescadores, lancheros y  al mismo pueblo,  que la pesca debe ser selectiva, que debemos manejarnos con el mayor cuidado y ser respetuosos y  protectores del medio ambiente,  que no debemos dejar desperdicios, que no se debe tirar nada fuera de la borda de la embarcación, que no debemos permitir que se   lance basura en el lugar que visitamos o pescamos, que los potes de aceite no se deben lanzar al agua, a pesar de que es bien difícil trasmitir esta nueva cultura por el respeto al medio ambiente, debemos los que lo podemos hacer y que lo sentimos de corazón, llevar este mensaje de solidaridad con la naturaleza y demostrar con el ejemplo, que muchas veces es preferible salir sin nada en el aro de pesca o en la boya que estar exhibiendo como trofeos una cantidad de peces capturados que están en extinción o de arrecifes ornamentales, que serán  los peces que mañana puedan  disfrutar nuestros hijos,  nietos y hasta el turista que nos viene a visitar para hacer snorkel, buceo, fotografía submarina y conocer nuestro fondos marinos.

Con esto quiero concluir, que muchas veces al pescador submarino comercial, el pescador submarino deportivo que debe ayudarse a pagar sus gastos del día de pesca, a todo aquel que con un fusil va al agua a capturar algún pez, si no hubiesen personas que comprasen las especies en  extinción,  estos pescadores  no se verían en la necesidad de matarlos ya que comercialmente no seria interesante, y solo quedarían aquellos que sin importar la parte  de conservación, le dan la preferencia a la Gastronomía para saciar sus exquisitos gustos alimenticios.

Quiero aclararles a todas aquellas personas que desconocen la actividad y que muchas veces pueden llamarnos depredadores  (a los pescadores submarinos) por los ejemplos arriba mencionados, que  puede que sea verdad, pero también les puedo decir que habemos muchísimos y creo que es la mayoría de los pescadores deportivos,  que hacemos una pesca selectiva, con pesos y tamaños por encima de aquellas especies que han pasado por el ciclo de reproducción, que son muchísimos los hombres y mujeres que hoy se entrenan, corren, van al agua a mejorar técnicas, a buscar experiencia y vivencias para realizar capturas mucho mas difíciles con mayor esfuerzo y con una mayor conciencia ecológica.

El pescador submarino hace una inmersión, ve al pez, lo selecciona y captura aquel que quiere, es por lo que se tiene el domino de lo que se atrapa y de lo que arponeamos.

Sin querer caer en polémicas con los pescadores artesanales (no los de palangre) ya que muchísimos son mis amigos y utilizo y comparto días de pesca con ellos, pero es una realidad que no podemos negar y con esto no quiero justificar la pesca submarina que es el deporte que con mas pasión practico y defiendo,  pero al tirar una red maltratamos los fondos, no seleccionamos las especies que vamos a agarrar , al levantar las redes se viene todo lo que paso por ahí, sin importar talla, peso, especie y muchas veces llegan los peces muertos que luego se deben botar, como también el pescador de orilla con su caña o el niño en el malecón que con su nylon y anzuelo, los vemos frecuentemente que pescan especies que lo que parecen son llaveros (muy pequeños), pero que de igual forma aparecerán un día en un sartén.

Entonces de que hablamos… Ecología o Gastronomía.

Ojalá podamos educar a nuestros hijos con un poco mas de responsabilidad ambiental. NO es que no comamos especies de mar, es que comemos y como lo hacemos.

Oscar Ruiz Cubillan

Director Pescalopulmon

4 comentarios

  • carlos ortiz

    Excelente te felicito por tu editorial, solo dices la verdad y creo que este fenómeno se repite en todas las costas venezolanas!!!

  • alberto goncalves

    Oscar te felicito por tu publicacion, de gran valor conservacionista y etico-moral para los que practicamos este maravilloso deporte.Ojala todos los pescadores reflexionen y puedan ver el daño que le hacen a nuestro ecosistema con la captura y las formas de captura que en tu publicacion haces referencia! saludos!

    • Ese es el trabajo, ya que nos ven como unos depredadores por causa de algunos pescadores que no han concientizado el impacto el daño que producimos en el medio, con nuestra necesidad de sacar lo que sea y como sea, cualquier cosa que se mueva hay que sacarlo.

  • johan hidalgo

    excelente trabajo amigo !! creo que debemos todos crear conciencia por todo lo que nos rodea, es hora de valorar los recursos que tenemos y aprender que cada una de las especies que habitan este planeta tiene su funsion y que si seguimos participando en la extincion de las especies alteraremos cada vez mas la conducta de la tierra !!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.